INFANCIA

POR MARIA MACAYA

Empezamos este curso con un tema esencial en Radikalmente, quizás el más importante.

Este habla de nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro: la infancia – está en nuestro presente porque somos quienes somos por nuestro pasado. Y también en nuestro futuro por que este depende de lo que hacemos en nuestro presente.

Las experiencias que vivimos en la infancia – tanto las buenas como las malas – crean las personas que seremos, la visión que tendremos de nosotros mismos, y la forma en la que entenderemos e interactuaremos con el mundo que nos rodea.

¿Tuviste hermanos? ¿Tuviste ambos padres? ¿Cómo era su relación?

¿Tenías amigos? ¿Alguien de tu entorno se preocupaba por cómo había ido tu día?

¿Alguien te hacía sentir escuchado y validado?

¿Te sentías segura en casa o en el colegio?, ¿cuidaban y respondían a tus necesidades físicas? y ¿a las emocionales?

¿Alguien te ofrecía cariño?

¿Alguien en tu casa tenía alguna adicción? ¿Había violencia dirigida hacia ti o hacia otro miembro de tu casa?

Tu, o alguien de tu casa, ¿tenía alguna enfermedad física o mental debilitante?

¿Ocurrió algo en tu entorno que cambio vuestras vidas?

La lista de preguntas que determinan quiénes somos y cómo somos es interminable.

Sin duda, las experiencias que vivimos de más mayores – una vez nuestro cerebro se ha acabado de formar, y con ello nuestro desarrollo y crecimiento se ralentiza – influyen en quiénes somos y cómo entendemos el mundo.

Sin embargo, las experiencias de nuestra infancia – las que ocurrieron cuando nos formamos como personas – son nuestro tejido.

Embarcarme en este camino de la salud mental, emocional y del trauma a través de Rādika – sin duda – me ha hecho visitar otra vez mi relación con la infancia. A nivel personal he entendido mejor la que tuve y lo que pasó que me ha hecho ser como soy.

Esta exploración me permite comprender mis características:

¿Qué de lo que hago hoy me fue útil en la infancia pero ya no necesito?

¿Qué heridas arrastro y me impiden actuar libremente en el presente?

¿Cómo puedo separar lo que creo es mi identidad – mi forma de ser – de los parches que me fui poniendo al intentar navegar mi mundo cuando tenia menos herramientas y más dependencia en los que me cuidaban?

Y por otro lado mi maternidad:

¿Qué de lo que aprendí al ser hija, quiero repetir al ser madre?, ¿y qué no?

¿Qué se hacia cuando yo era niña que ya no tiene sentido? y ¿cómo hay que adaptar la forma de criar a un niño en estas épocas que son distintas a mi infancia?

¿Qué era normal entonces que ahora sabemos que no funciona?

¿Cómo podemos apoyar como cuidadores/madres/padres en el desarrollo del cerebro de los niños?

He entendido que todos llevamos heridas de nuestra infancia – de las que nos podemos liberar, algunos más, algunos menos.

También se que somos los animales que más tiempo dependemos de nuestros cuidadores para sobrevivir, y que cuando eres pequeño el cariño es tan importante para seguir vivo como la comida y el agua.

Este mes está pensado para todas esas personas que algún día fueron niños, para que las que quieren tener o para las que tienen, para todas aquellas que interaccionan a nivel personal o profesional con ellos y para todas aquellas que quieran aprender sobre esta etapa de la vida. Es decir a todos 🙂

La infancia es el pasado, el presente y el futuro, de todos.

Esperamos que las conversaciones que tendremos por Instagram y Youtube, nuestros enfoques en redes sociales, nuestro Club de Lectura (te recomiendo el libro y me encantará verte en nuestro foro de Telegram o en el encuentro) te ofrezca a ti también nuevas perspectivas y visiones, con más herramientas y conocimientos.

Gracias por acompañarnos, es un placer estar aquí de vuelta contigo para este nuevo año escolar.

Un abrazo,
María

 

Newsletter

Inscríbete aquí

Datos de contacto

info@radika.org
+34 670 75 24 75

Términos y condiciones

Política de privacidad y cookies

Política de cancelación