NATURALEZA

POR MARIA MACAYA

Este mes y el que viene lo dedicamos a la naturaleza.

Inhalar el aire fresco, pasear por las montañas, reposarse contra un árbol o bañarse en el mar son algunas formas de interactuar con esta naturaleza que nos puede entrar por todos los sentidos. El sonido de los pájaros cantando, de las olas en la orilla, o el sonido silencioso que acompaña la nieve al caer – nos pueden dar tranquilidad y paz.

Sin hacer nada estos sonidos nos ponen en estado de atención plena.

Tocar la tierra, sentir el agua entre las manos, o reconocer la textura suave o rugosa de una piedra no solo coloca en el presente, también enraíza, da solidez y confianza. Y el olor de un bosque, del mar, de un campo de flores nos transporta emocionalmente a otros lugares, otros momentos y a una parte muy antigua dentro nuestro.

¿Cuáles de los sentidos te acercan más a la naturaleza y con ello, a tu propia esencia?

Si cierras los ojos y traes a la mente ese espacio natural que te llena a tí – ¿a dónde te lleva? ¿Qué sientes al pensar que estás ahí?

¿Pasas suficiente tiempo en la naturaleza?

Cuando uno elige donde vivir pueden haber muchos variantes: ¿tengo familia ahí? ¿hablo el idioma? ¿hay colegios apropiados? ¿conseguiré trabajo? ¿es una ciudad o un pueblo? ¿es grande o pequeño? ¿hay vida cultural?

Y también está la pregunta del rol que juega la Naturaleza en ese lugar: ¿Es fácil tener acceso a ella? ¿hay árboles, parques, bosques, ríos, mar, montaña ahí o cerca?

Para mi esa pregunta es primordial: La presencia de la naturaleza en el lugar que vivo cambia el ritmo de nuestra vida, las actividades que hacemos, nuestra energía y paz interna.

Si soy consciente de ese efecto tan positivo que tiene la naturaleza sobre mi, si siento esa gratitud entonces es inevitable hacer algo de vuelta por ella: respetarla y cuidarla.

A mis hijos a menudo les digo: un juego sólo es un juego y sólo es divertido si todos los participantes se lo pasan bien.

Con la naturaleza es igual – ella nos cuida, nosotros debemos cuidarla.

Nosotros disfrutamos en ella, ella también debe disfrutar.

Si no, no tiene sentido.

Esperamos que disfrutes de estas próximas semanas juntas dedicadas a este tema.

No te pierdas algunas de las conversaciones y actividades que tenemos planeadas para ti para acercarte a la naturaleza, pensar en esa relación, cuidar y respetarla, y reconocer su poder.

Newsletter

Inscríbete aquí

Datos de contacto

info@radika.org
+34 670 75 24 75

Términos y condiciones

Política de privacidad y cookies

Política de cancelación